Nuevamente hemos tenido la gran suerte de poder hacer una boda en el increíble sitio de la Hostería de Castañeda, donde siempre nos tratan tan bien, y, sobre todo, donde siempre descubrimos algo nuevo, algún rincón espectacular. Es mágico cuando los novios tienen tanto feeling como Fernando & Ofelia y para nosotros es muy gratificante que nos dejen compartir su día especial y hacer que cada instante, cada momento y cada mirada sea eterno para siempre….

Como cada vez que publico una boda desde hace unas poquitas intento contar una pequeña historia relacionada con los novios, esta vez, tengo la gran suerte de poderos contar esta….:

Siempre he creído que cuando se desea algo con tanta fuerza como para creer en ello por encima de todo, cuando se desea algo como para buscarlo haya dónde vayas o, simplemente, cuando deseas algo con tanta pureza como para no importante el cuándo llegará, porque sabes que su momento está cerca, siempre ese deseo se termina cumpliendo. Eso es lo que una pequeña niña soñaba mientras subía y bajaba las escaleras de su casa,  no se daba cuenta que aquello que soñaba  pasaría antes de lo que se pensaba, no se daba cuenta que alguien estaba apunto de aparecer y, mucho menos, que su príncipe llegaría, nada más y nada menos, que subido en la máquina de vapor que pasaba todos los días por delante de su casa. La primera vez que nuestra niña vió a su príncipe vestido de azul, con su gorra y su increíble banderín rojo, creo que fue la primera vez que apareció el amor en sus ojos. Comprendió en ese momento que aquel apuesto revisor era la persona más afortunada del mundo puesto que conocía lugares, gentes y vivía todas las experiencias increíbles que ella siempre había querido, supo en aquel mismo instante que su vida estaría unida a esos lugares y esas personas y supo que todo su mundo estaría siempre unido a él.

 

Después de pasar un tiempo y mucho viajes, un día ese tren, por fin, paró justo delante de su casa, la niña ya se había convertido en una preciosa dama y había llegado el momento de partir en ese soñado tren que siempre había visto pasar y nunca parar. Aquel era el momento de comenzar la vida que tanto había soñado, aquel y sólo aquel, era el momento de que su amado revisor se cruzara con ella por los estrechos pasillos entre los asientos, sólo aquel era el momento donde sus miradas se cruzarían y donde sus almas, por fin, se unirían. Seguro que en ese momento fue cuando nuestro revisor le pudo decir a nuestra dama, te quiero, cuando él, por fin, le pudo decir a nuestra dama, “siempre te he estado esperando”, cuando nuestro revisor le pudo decir a nuestra dama, “este tren es el tren de tus sueños y juntos podremos ir a todos aquellos lugares que siempre has querido, vivir las experiencias que siempre soñabas y, sobre todo, este es el tren de nuestro amor del que nunca me bajaré si tú me sigues”……

Creo que por nuestra vida tan ajetreada o porque no nos damos cuenta de lo rápido que pasan los trenes que tenemos a nuestro lado, algunas veces no nos damos cuenta de lo bonito que es mirar y simplemente imaginar lugares lejanos o simplemente atardeceres cercanos, creo que en nuestra vida hay muy pocas ocasiones en las que TU tren pasa por delante y TU oportunidad de vivir nuevos horizontes es tan clara. Como en la pequeña historia que os he contado Ofelia conoció a Fernando y en el momento que lo conoció supo que ese sería su tren, el que les haría estar juntos para siempre. Creo que en algunas ocasiones las almas gemelas se encuentran con sólo una mirada y a estos dos chicos creo que es, precisamente, lo que les pasó. Lo sé porque a mí me pasó, precisamente eso, cuando encontré a mi alma gemela y tuve la suerte de en mi vida no dejar pasar mi tren de lo sueños. Cada uno de nosotros tenemos nuestro tren llegando justo hacia nosotros, no lo dejéis pasar y estoy seguro de que vuestra vida estará llena de momentos inolvidables.

 

Os dejamos un pequeño resumen del día de vuestra boda, espero que os guste !!!

Un abrazo muy fuerte

Manuel&Eva

www.manuelcastano.es

 

 

SHARE
COMMENTS
Leyre Fernández Fernández

que bonitooo jejeje

Judith Armesto Pérez

sin palabras!! impresionante precioso

Nos han encantado. ha sido muy emotivo y hemos revivido cada momento d nuestra boda, y el cuentooooo ufff no sabemos como expresar toda nuestra gratitud hacia vosotros. Un beso gordo y estamos deseando veros pronto

Manuel Castaño Vaquero

Os dejamos un pequeño resumen de la boda de estos dos chicos. Espero que nuestro cuento de hoy os guste.. si con el conseguimos tener una pequeña sonrisa vuestra, nos daremos por satisfechos. Un abrazo y nuevamente felicidades Ofelia Robles y Fernando …