Cuando el amor se hace realidad, la verdad es que ,todo lo demás no importa. Rubén y Adriana tiene un pequeño terremoto lleno de sonrisas y miradas de pillín, que hace que todo su amor se condense en caricias y besitos pequeños de esos que tanto nos gustan, de esos que hace que todo tenga sentido, de esos que hacen olvidar todo lo malo y hacen relucir todo lo bueno. Creo que necesitamos más besitos de esos pequeños para que nuestra vida cada vez sea más y más grande.

Gracias Rubén y Adriana por dejarnos pasar esta ratito con vosotros y dejarnos compartir a Eva y a mi, el amor que  os tenéis. En pocos días tendremos la suerte de poder asistir a vuestra boda de invitados de excepción y, la verdad es que, estamos ilusionadísimos por capturar cada mirada y cada caricia que surjan ese  día.

Recordar que para nosotros es importantísimo que “Viváis las fotos de vuestra boda” y esta preciosa preboda sólo es el inicio de todo lo increíble que os espera.

Un abrazo muy fuerte

Manuel & Eva

 

SHARE
COMMENTS